• Charlie V.R.

5 desventajas de ser independiente



Es un gran mérito ser autónomo, debes pasar por varias etapas, tropiezos y riesgos que al final, si logras mover tus piezas y enfocar tus esfuerzos correctamente, vale la pena.


Uno puede pensar que ser independiente es "un golpe de suerte", pero la realidad es, que este modo de trabajo y de vida tiene desventajas, 5 principales con las que deberás lidiar en tu transición de ser Godín a independiente.



1. Si no trabajas no comes


Un emprendedor independiente irónicamente, depende completamente de sí misma para gana dinero, de sus esfuerzos, estrategias, relaciones y empuje, si bien hay muchos beneficios en ello, también hay una gran desventaja que no se puede ignorar, el trabajar para comer, tu refrigerador tendrá comida proporcionalmente al trabajo que realices.


Esto quiere decir que si en algún momento te enfermas o necesitas tomarte unos días libres, no percibirás ingresos, a menos que tengas un equipo que mantenga el ritmo del negocio en tu ausencia.


La intensión no es casarte con la idea de buscar un trabajo tradicional para lograr o asegurar tu estabilidad, sino que estés consciente de esto para que no te tome por sorpresa y puedas tomar medidas para prepararte.


Un seguro de accidentes personales que incluya remuneración por incapacidad laboral puede ser una opción viable para los autónomos; ya que su precio no es demasiado alto y se trata de un buen apoyo en caso de imprevistos.


2. Lograr estabilidad es un camino que recorrer


Lo que puede sacar a las empresas de una línea competitiva de productos o servicios es la reputación,

Lo mismo ocurre con las personas que ofrecen sus servicios de manera autónoma; necesitan construir una reputación sólida para que su cartera de clientes crezca en base a la recomendación, siempre se hablará bien de un buen servicio o producto, pero si de hablar mal se trata, multiplícalo por 11 veces, ahí es donde se puede crear una "mala fama".

Mientras esto no ocurre es muy probable que la estabilidad se vea comprometida, pero como dice un sabio refrán “hay que comerse las verdes y luego vendrán las maduras”.

Al principio será todo un reto, pero a medida que te mantienes firme y sin descuidar la calidad del desempeño, lograrás que solo el inicio sea así de amargo.


3. En ocasiones trabajarás más que el promedio


Algo más común de lo que imaginas, muchas personas entran al mundo del trabajo autónomo porque quieren más libertad de tiempo y se llevan una gran sorpresa, cuando en ocasiones resulta ser lo contrario. Si es posible conseguirlo, ya que tu decidirás la cantidad de trabajo a realizar: agendas, citas, proyectos, etc. Y bueno, para recaudar más dinero será necesario trabajar más y como independiente habrá veces que tendrás que trabajar todos los días de la semana con muy pocos descansos.

Para evitar esta situación, te sugerimos apegarte a tu horario fijo de trabajo que organice tu vida, equilibre tu estrés y tu descanso, de manera que te sientas satisfecho y puedas dedicar tiempo a otros aspectos de tu vida.


4. Te convertirás en un "Todólogo"



Al principio puede ser visto como una ventaja, sin embargo, también como una desventaja, por la presión de convertirte en una persona "multitask" pero con la presión de no descuidar ninguna de tus actividades.


No es lo mismo aprender algo bajo presión porque lo necesitas para ya -con el método de ensayo y error- que hacerlo tomándote tu tiempo.


Un independiente, al trabajar por su cuenta deberá saber de varias áreas, ya que no cuenta con un equipo que le apoye en su práctica.


5. Lidiar con morosos


Un escenario al que te vas a enfrentar como independiente es a la falta de seriedad de tus clientes para pagarte, al no ser una empresa como tal, pueden sentir cierta flexibilidad para prolongar tus pagos más de lo pactado, esta es una de las desventajas de ser autoempleado más frustrantes.

Si  quieres evitar caer en estas situaciones, la recomendación es que tengas políticas estrictas que te garanticen al menos en un porcentaje importante de el pago de tus proyectos, productos o servicios; que ambas partes cumplirán con lo que les corresponde.


Aunque nadie está del todo exento, contar con políticas explícitas y acordadas previamente, disminuirá las probabilidades de incumplimientos.


Conclusión

La recomendación es que tu trabajo como independiente sea una transición para convertirte en empresario. De esta forma podrás contar con un equipo de trabajo consolidado que sea un apoyo para tu práctica y no seas un esclavo de tu empresa, tengas tus ingresos de dinero formales en tus relaciones comerciales. Si no ves cómo tu práctica profesional podría convertirse en una empresa o negocio independiente posteriormente, puedes adoptar la tarea de capacitar para aumentar el volumen y tu capacidad de ejecución.


Cerramos diciendo que es tarea de los emprendedores hacer valer su producto y/o servicio, formalizar sus políticas, incrementar sus carteras de clientes, expandir su propuesta, adoptar un diferenciador, poner atención a tus clientes, escucharlos y lo más importante... apasiónate, recorrerás un camino difícil pero tú harás que valga la pena coworker.

131 vistas
 

©2018 by Cowork-IN. Proudly created with Wix.com